Hablamos con Ezequiel Lo Cane, papá de Justina.

Mientras Justina Lo Cane, de 12 años, espera un trasplante de corazón que le permita seguir viviendo, lanzó una campaña para concientizar a la sociedad sobre la importancia de donar órganos. Está internada en la Fundación Favaloro.

Justina, 12 años
Espera un corazón y mientras concientiza sobre la importancia de la donación de órganos.

Justina tiene una cardiopatía que le descubrieron cuando tenía un año y medio. Vivió normalmente, con medicación y tratamiento, hasta hace casi dos meses. Pero ahora necesita un trasplante urgente porque padece descomposturas, dolores de cabeza, náuseas y otros problemas como consecuencia de su patología.

La idea de la campaña surgió cuando Justina entró en la lista de espera para un corazón en el Incucai y su papá quiso apoyarla en esta iniciativa. Juntos, crearon la campaña “Multiplicate por Siete” que se viralizó con el hashtag LaCampañaDeJustina. El concepto detrás del nombre es que si uno es donante, su vida se multiplica por siete al momento de partir.


Para anotarte como donante de órganos, comunicate con el Incucai al 0800 555 46 28.